6 may. 2009

Reparar piernas de Madelman: “La garra”

De todas las roturas posibles de las articulaciones de un Madelman, creo que la peor de todas es la del muslo a la altura de la ingle. En esta entrada cuento como intento solucionar este problema.



He visto varios remedios para restaurar articulaciones y he probado algunos con mayor o menor acierto. El que más me gustó de todos consiste en reforzar la zona con unas grapas metálicas y cubrirlo todo con masilla modelando la media esfera del muslo.


Foto: "Reparando A Jim Black" por Nachoga

En este caso concreto, está técnica me ha funcionado bien en los codos y las rodillas. Pero en la zona del muslo me ha resultado imposible hacer algo realmente duradero, aparte de que es un trabajo que requiere cierta pericia y bastante paciencia.

En el caso de las ingles, no basta con recubrir las grapas con masilla, porque es una zona muy frágil que termina partiendo la media esfera que hemos modelado.

A continuación detallo una técnica que vengo utilizando con éxito en la restauración de mis originales. Es bastante fácil de realizar, rápida y no es necesario ser un manitas. A este truco le llamo “La garra”

Utilizamos una grapa metálica (o un alambre duro) y la partimos por la mitad porque será necesario poner dos piezas.

Insertamos, a modo de encofrado, los dos trozos de grapa en la zona que se ha roto. Para hacer los agujeros se puede utilizar un taladro pequeño, pero yo simplemente caliento la grapa y cuando esta al rojo la incrusto. Luego para reforzar un poco mas utilizo pegamento de cianocrilato en toda la zona.



Con un alicate pequeño, damos forma curva a las grapas. La idea es hacer una especie de “garra” que se ajuste a la bola del atomium.

Insertamos esa “garra” que ahora sale de la pierna dentro del hueco del abdomen del muñeco, y la ajustamos de nuevo con el alicate alrededor de la bola. La grapa tiene que agarrar la bola, y eso solo se consigue con moldeando con presiones del alicate.



“La garra” abraza la bola y permite que el metal se deslice por ella. Ahora el muñeco puede adoptar casi cualquier postura, y digo “casi” porque no es una solución 100% definitiva. Si jugamos mucho con el muñeco y forzamos el movimiento, la garra puede salirse, pero no se rompe nada: Podemos colocarla de nuevo al instante haciendo un clic, como si se nos hubiese salido un brazo o una pierna.


Evidentemente, nos tenemos que olvidar de la estética, ya que es una solución puramente funcional para restaurar una pieza que, una vez vestido el Madelman, no se aprecia y permite alargar la vida de estos fantásticos muñecos.

Enlaces: Mas técnicas para reparar articulaciones:

Técnica de eldelagaseosaUna genial reparación de articulaciones utilizando una mezcla de Loctite y Bicarbonato.
Técnica de Nachoga
Completo tutorial para la restauración de un Madelman.

6 comentarios:

  1. Muy bueno... ese menisco tenía múúúúú mala pinta... menos mal que estás tú para curarlo....!!.. ;)

    Todo muy detallado y bien explicado, asi el que no se enseña es porque no quiere!

    Besoss.

    ResponderEliminar
  2. YA VÍ ESTA SOLUCION EN EL FORO DE MÁDELMAN. ME PARECE ESTUPENDO (LOSCHARLYS)

    ResponderEliminar
  3. Anónimo1/20/2012

    excelente,esas unas de las cosas que te deja boquiabierto,quedod e maravilla!

    ResponderEliminar
  4. Gracias por los comentarios. es una forma mas de reparar al muñeco sin grandes alardes técnicos.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo6/16/2012

    HOLA! MUY BIEN LA PAGINA.
    SABRÍA DECIRME ALGUIEN COMO PODRÍA ARREGLAR LA HEBILLA DE UN CINTURON DE SHERIF. GRACIAS.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que hay piezas que no merece la pena reparar porque requieren mucha inversión en tiempo y recursos. Podría reconstruirse, pero como no es una pieza que quites y pongas con mucha frecuencia yo solo le daría dos puntadas de costura y listo.

      Si alguien conocer un método eficaz y sencillo, esta es su tribuna.....

      Eliminar

¿Te ha interesado esta entrada? deja tu comentario aquí.