19 sept. 2010

Juguetes rotos

Una de las muchas injusticias de este mundo son los llamados “niños soldados”: ellos si que son unos auténticos juguetes rotos. El asunto no suele tener una repercusión mediática tan fuerte como otras desgracias que asolan al tercer mundo, pero cuando alguien ha dado el aviso, en ocasiones ha recurrido a campañas de publicidad muy ligadas a los juguetes.


Hace varios años MANOS UNIDAS lanzo una campaña publicitaria que pretendía concienciarnos del problema social que sufren muchos niños en África a los que se les obliga a ser soldados. La gráfica es lo suficientemente clara y rotunda: muestra a unos niños presentados como simples figuras de acción “manejables y armados”.


Una variante de esta campaña fue una niña dispuesta en una caja de muñecas similar a la de una Barbie SuperStar. En esta ocasión la campaña trataba de concienciarnos sobre la explotación sexual que sufre la mujer en África.


Dejemos que los niños hagan cosas de niños…

Otra original campaña de marketing directo, realizada por la agencia Y&R Johannesburg para UNICEF, aborda el mismo problema de los niños soldado que comentaba en la campaña anterior.
La campaña publicitaria consiste en un envío por correo postal de muñecos de niños jugando, pero dispuestos en la forma característica de las figuras de soldaditos de plástico. El lema que reza el mensaje publicitario es: Dejemos que los niños hagan cosas de niños, y no de soldados.








“Ignorándolos los ayudamos”

Así de simple es la idea de la Agencia de Publicidad John St para la campaña HelpChildSoldiers







Anunciante en Madelman Blog Show - click AQUI
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Te ha interesado esta entrada? deja tu comentario aquí.