30 jun. 2013

¡Abajo los fundamentalistas!


13 comentarios:

  1. La nostalgia es un lastre para el futuro de los Madelman.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Discrepo respetuosamente de tu frase, Juan.

      Hasta los diecesiete años creía en Sus Majestades los Reyes Magos de Oriente cuando ahora a los 9-10 años ya les piden a los padres lo que quieren y no se detienen ni siquiera en escribir la carta mágica, los mios con diez y once este año ha sido el primero en flaquear.
      Pero bueno, al tema, creo que uno se tiene que mostrar como es y creer en la Fantasía porque las personas que van a la moda, que tienen las últimas tecnologías, que viajan por todo el mundo, que disponen del Materialismo a montones, llegará un momento como el que atravesamos en la actualidad que lo pasarán bastante mal porque no se conformarán y no les quedará mas remedio que hacerlo; pero nosotros, nos bastará con coger un libro o un juguete olvidado en la estantería y debajo de una manta, a modo Bastian y con una linterna....leer, imaginar y jugar.
      ¿Hay algo de malo en ello? creo, que el otro grupo de personas acostumbradas a no hacerlo ni intentarlo y solo pensando en llevar dinero en el bolsillo, lo pasarán como he dicho antes..mal.
      La nostalgia puede ser un lastre, pero, siempre habrá Personas que mantengan viva, esa ilusion, y supongo que empresarios también que sigan fabricando ¿porque no?
      Espero no haber sido demagogo en referirme al grupo de personas que viven a la ‘última’.
      Un abrazo Juan.

      P.D Creo en las Personas y hubo una, ‘entre tantas’, que despertó una, de muchas cosas escondidas en mi. Mil gracias.

      Eliminar
  2. Por terciar en ello...
    Creo que la cosa no iba por ahí, aunque la postura de JMJ sea tan respetable como asumible. Creo, y ya me corregirán si me equivoco, que Juan Migel se refería al derecho (digamos que sobradamente merecido) de la generación de PDJ a pertenecer al 'Olimpo de los madelman' con pleno derecho. Y, por qué no? Hay, de hecho, una generación, de madelmaneros o madelmaniacos cuyo primer contacto 'natural' con las figuras articuladas 1/10 y asimilables ha sido a través de los madelman de PDJ (ya extintos también, por cierto). Lo mismo ocurrió previamente a quienes conocieron el producto vía la re-edición/re-interpretación de Altaya. Todos ellos, junto con los madelman originales de Exin (en sus diferentes advenimientos) sin olvidar la plétora de 'repros', 'short-runs' y similares, responden a la misma filosofía básica; en esencia son jugables, coleccionables y customizables. Otra cosa es el valor sentimental añadido que cada uno dará a los de la época de su infancia.

    ResponderEliminar
  3. La nostalgia distorsiona los recuerdos que tenemos de los Madelman, y hace que queramos aferrarnos al pasado. Si magnificamos las vivencias que tuvimos de pequeños, ese buen recuerdo puede impedir que disfrutemos plenamente de los Madelman actuales.
    “los PDJ son una mierda, mira que manazas tienen” o “donde este un original de Madel que se quite el X-TREM ese del patinete” Frases como esta han matado a los Madelman (no el bajón de usuarios en los foros) En el año 2002 nos dieron la increíble oportunidad de recuperar a los Madelman. Pero solo le sacamos pegas y los Madelman desaparecieron. Ahora ya no queda en el mundo más Madelman de los que podamos atesorar unos cuantos, y cuando nos entierren dejaremos a nuestros hijos un montón de baratijas sin valor porque nadie las conocerá.
    Como veis, muy optimistas no soy!!

    ResponderEliminar
  4. Bueno, no suelo publicar comentarios pero me he atrevido porque creo que tienes razón. Esta fue una etapa más de Madelman. Yo los viví en su momento, jugué con ellos hasta cansarme y cuando salieron los Alataya y PDJ fui corriendo al quiosco a comprarlos. Todo motivado por los estupendos momentos que atesoro con ellos. A mi hija de 9 años le encanta jugar conmigo a los "madelman" y eso es lo que le va a quedar, un agradable recuerdo y la herencia de mis Madelman.
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Desde la óptica de la botella medio llena...
    No podemos perder de vista el añadido del 'valor morboso' que supone coleccionar (y/o jugar con) artefactos ya extintos. Esa situación les confiere un halo especial (más o menos como cuando Krasty el payaso se toma una tortilla de huevos de ornitorrinco).
    Bueno, bromas aparte, lo cierto es que cada uno debe asumir sus responsabilidades, en este caso en añadir clavos al ataud de los madelman pdj con comentarios graciosetes y actitudes displicentes. Quizas en su propaganda debieron añadir aquello de: 'cada vez que dices una maldad sobre nosotros los dioses de los madelman lloran'. Pero lo cierto es que muchos, debemos haber hecho muchas cosas mal durante mucho tiempo, ya que no sólo fracasaron las reediciones de clásicos como los madelman. Por el mismo desagüe y con parecidos argumentos (que se nos calienta mucho la boca y luego viene la cruda realidad de las ventas flojas)se fueron los dignos intentos de resucitar Exin Castillos y Tente... por comentarlo.

    ResponderEliminar
  6. Buena razón llevaba Rodrigo cuando decía: "..que la cosa no iba por ahí", cuando he entrado en MBS a ver la nueva entrada y he visto en 'pequeñito' que había 6 comentarios en este que nos ocupa, he pensado: ¿que me he perdido?
    Y al estar leyendo la frase de Juan con detenimiento he captado el mensaje.
    De todas las formas, con manazas o sin manazas, de Altaya o de Exin, ¿para cuando el MadelTemplario? je je
    Un saludo a todos.

    ResponderEliminar
  7. Anónimo7/06/2013

    ¿y qué es, si no es la nostalgia, lo que hace a alguien comprar una figura que le es ajena pero se llama madelman?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La nostalgia no existe si no hay recuerdo feliz. Si alguien que es o fue ajeno a los Madelman compra uno ahora por el mero hecho de llamarse “Madelman” será por cualquier otro motivo (moda, esnobismo, especulación, etc.) pero desde luego nunca lo compraría por nostalgia.

      Eliminar
  8. Y yo me pregunto: si los PDJ no son Madelmanes, ¿qué son los "Suarez"?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La gente es muy celosa de sus recuerdos. Yo mismo nunca consideré Madelman a los Suarez. Para mi “Los Madelman” fueron únicamente “mis Madelman”, es decir los de la etapa inicial con los que jugué, y las opiniones de mis amigos y o las nuevas líneas de negocio de Madel me daban igual. Yo tenía doce años y las fronteras de mi mundo las ponía yo.
      Años después, cuando me aficioné a los juguetes en general, puede ver a los Madelman desde una perspectiva más amplia y comprendí y valoré la evolución de la marca. Algunas cosas me gustaron y otras no, pero ya no tengo doce años y NEGAR algunas líneas que la marca fabricó me parece una actitud cerril e incomprensible.

      Eliminar
  9. Anónimo7/07/2013

    Como madelmaniaco y como experto en el tema, 40 años coleccionando objetos articulados y sobretodo MADELMAN, GEYPERMAN, ACTIÓNMAN, GIJOE, ETC. He de decir algo importante.
    El tema no es si estos son mejor o peor, es mucho mas extenso y complicado, todos absolutamente son buenos cada cual es cada quién respecto a eso, los MADELMAN como otros son juguetes míticos y eso está por encima de gustos y manías, cada época ha tenido su juguete y los que hemos tenido la suerte de vivir una época mítica como la de los muñecos articulados hemos disfrutado de un tiempo mágico que solo duró hasta la era digital. Los diverso intentos de relanzar estos objetos demuestran lo que digo, el éxito depende en parte de los compradores, unos se inclinarán a comprar por añoranza otros por la moda y otros por invertir, así de frió pero todo objeto es parte del mercado y respecto a esto a los coleccionistas les matan las reediciones, precisamente por que devalúan el valor de la colección y confunden el mercado. Hay avispados que se lucran a base de meter piezas de reedición por viejas y otros que arrastrados por el mercado venden sin saber lo que vale realmente. Por volver al tema de loS PDJ. A mi personalmente pues me encantan como todo lo que huela a madelman, para algunos son una bendición y otros los ven como maldición, pero eso esparte de la leyenda, han contribuido a que no se les olvide cómo a los 300 son como los refuerzos que esperamos eternamente y al final aparecieron.

    ResponderEliminar
  10. Quien sabe lo que le futuro depara, posiblemente la cantidad significativa de interesados por los madelman, sean auténticos coleccionistas de la historia pasada no vivida.
    Caerán en el olvido o en la basura muchos de nuestros recuerdos, pero siempre quedara alguno para el recuerdo, sencillamente, porque lo pueden todo.
    Y respecto a los unos y los otros, cada uno le da un valor personal, a algunos nos gustan por recuerdos especiales, unos, otros, o ambos, por las posibilidades de customizar, unos u otros. En cualquier caso, cuando salieron los PDJ, pensé que las mejoras en movilidad compensaban la carencia de detalle en las manos y cabezas, aclarando que soy más customizador que coleccionista. Un abrazo y gracias por estar ahí.

    ResponderEliminar

¿Te ha interesado esta entrada? deja tu comentario aquí.